0 Comments
Penalizaciones de Google

Penalizaciones de Google: qué acciones nos pueden penalizar

Las penalizaciones de Google están muy lejos de ser un mito. Todas las actualizaciones de algoritmos incluyen cambios en este sentido, de hecho FRED, el último gran cambio introducido por Google, basaba su análisis en criterios con los que penalizar webs con spam excesivo. En este post repasamos las penalizaciones de Google más habituales y algunos trucos para que nuestra página no sea castigada.

Las penalizaciones de Google más habituales en páginas web

  • Cuidado con la sobreoptimización. Atiborrar de SEO tu página puede ser tan perjudicial como no trabajar el posicionamiento. El exceso de enlaces de mala calidad o de palabras clave pueden suponer una penalización para tu web.
  • Los enlaces comprados están cada vez más perseguidos, siempre es mejor que consigas enlaces por medio de colaboraciones y de forma natural.
  • Oculta el menor contenido posible. Evidentemente si tienes una clínica y tienes expedientes clínicos online, éstos deberán permanecer ocultos, pero trata de no ocultar información que debería ser pública, tanto para Google como para tus usuarios.
  • El keyword stuffing es un clásico de las penalizaciones. No repitas palabras clave sin medida si no quieres ser penado por el buscador.
  • El contenido duplicado también penaliza. Muchas veces hemos hablado en este blog acerca de lo nocivo que es para una web duplicar textos, y lo fácil que es para Google detectar este tipo de prácticas.
  • La publicidad excesiva también le disgusta Google, de hecho FRED, su última actualización, persigue este tipo de comportamientos con especial dureza.
  • Las redes de blogs también comienzan a ser penalizadas duramente. Si tienes una red de blog legítima, no olvides incluir solamente enlaces nofollow.
  • Los diseños no adaptados fueron penalizados en su día, y hoy siguen siendo un motivo por el cual algunas páginas siguen sin figurar entre los primeros puestos. Adapta tu web con un diseño responsive si todavía no lo has hecho.
  • Cuidado con los tiempos de carga. Un tiempo de carga excesivo es motivo más que suficiente para que caigas de los primeros tiempos, así que evalúa este parámetro cada cierto tiempo.
  • Si das consejos de black hat en tu web o blog Google lo detecta y te penaliza, parece mentira pero está comprobado.
  • Por último, las páginas de error también son vistas por Google como una carga para tu web. Arregla o elimina las páginas de tu web que contengan errores o no carguen.

Estas son las penalizaciones de Google más habituales, para evitarlas es importante analizar la web periódicamente y pulir los posibles fallos que encontremos.

Comments are closed.